La adopción de software open source en Europa, y particularmente en Alemania, va ganando cada vez más seguidores entre las administraciones públicas. Hace ya un tiempo que varias ciudades y regiones alemanas, como Silesia-HolsteinTuringiaBremenDortumund y Munich, dieron los primeros pasos para abandonar las herramientas de Microsoft en favor de otras open source, con resultados porsitivos, tal como apuntaron desde Munich en su día.

Varios años después, Hamburgo parece decidida a seguir sus pasos, a juzgar por los resultados de las negociaciones en la ciudad para formar una nueva coalición de gobierno, ya que los políticos participantes en estas negociaciones han declarado que están listos para empezar a pasar el software de las entidades de prestación de servicios a la ciudadanía de Microsoft a alternativas open source.

Esta decisión está recogida en el acuerdo de coalición entre los partidos socialdemócrata (SPD) y verde, un tratado de 200 páginas que define cómo se va a gobernar Hamburgo en los próximos cinco años. Se presentó la semana pasada, aunque todavía debe aprobarse. Según Peter GantenPresidente de la Alianza empresarial open source (OSBA), con sede en la ciudad alemana de Stuttgart, «con esta decisión, Hamburgo se une al creciente número de estados y ayuntamientos alemanes que han tomado este camino. La decisión de Hamburgo es, no obstante, notable, porque la ciudad ha tenido siempre una orientación más agresiva hacia Microsoft«.

El responsable de la rama local del Partido Verde en HamburgoFarid Mueller, ha señalado que «en el futuro tenemos intención de contar con más software open source en sistemas de gestión digital, y también queremos desarrollar nuestro propio código, que será abierto«. Mueller ha subrayado que quieren que Hamburgo sea un ejemplo de primer nivel de independencia digital, y que los funcionarios de la ciudad también quieren intentar conseguir más impulso del software open source.

Lo que lo políticos de Hamburgo han dado en llamar el «comienzo de la salida de Microsoft» puede llevar aparejado el comienzo del uso en el parlamento local de Hamburgo de un sistema de ofimática open source y basado en la nube conocido como Phoenix. Eso sí, también apuntan que cualquier cambio será, para empezar, voluntario. El proceso necesita una gestión cuidadosa y bien gestionada, y los usuarios de los servicios civiles tienen que estar predispuestos a usar el nuevo software, según el Presidente de la OSBA.

No obstante, en un futuro cercano, la preferencia por el open source necesita publicarse en las licitaciones públicas, y Hamburgo también tendrá que coordinar esfuerzos con otros ayuntamientos y estados para que los que decidan dar el paso en el futuro no tengan que empezar de cero, como ya ha sucedido en otras ocasiones.

El software que barajan adoptar en Hamburgo, Phoenix, lo suministra Dataport, una entidad sin ánimo de lucro que opera por mandato del gobierno para el desarrollo de software open source para los servicios civiles alemanes. Según su PortavozBritta Heinrich, Phoenix está compuesto por varios módulos. En la actualidad, los de mensajería y videoconferencia ya los usan varias instituciones educativas de Hamburgo y Silesia Holstein. Las autoridades de esta última región decidieron usar más software open source en 2018.

Phoenix se basa en un sistema de nube privada que puede ejecutarse desde los servidores de Dataport o en los sistemas propios de un usuario. El desarrollo y despliegue de otros módulos centrados en ofimática, eso sí, se ha retrasado por el COVID-19, aunque sí está previsto que Phoenix incluya un procesador de textocalendarios y un sistema de contabilidad.

 

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)

compartir en ....
Avatar

Acerca de Brian Alexander Diaz

Brian Alexander Diaz Investigador en temas de seguridad y Devops Mi nombre es Brian Alexander Diaz. El objetivo de este blog es promover la cultura y mentalidad en seguridad por todo el Internet y que la gente aprenda a facilitar su vida y crear  sistemas mas seguros .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *